Actualités



Jugar al golf con viento en contra es todo un mundo, no hace falta que se levante un vendaval para sentir los efectos del aire en la bola, una ligera brisa es suficiente para trastocar nuestro swing. 

Sobre todo si hace poco que te has adentrado en este bello deporte puedes llenarte de rabia los días de viento porque las cosas no salen como quieres, nos pasa a todos, el aire es un obstáculo más que hay que tener en cuenta. 

A continuación te contamos algunas estrategias para que te afecte lo menos posible: 

 

Consejos para jugar al golf con el viento en contra

Mantén la bola baja

El aire siempre sopla más fuerte en altitudes altas. Si te fijas en una zona con vegetación verás que en días de viento las plantas más altas se mueven mucho más que las bajas. 

Lo mismo pasa en el campo de golf, los días de viento mejor colocar la bola lo más pegada posible al césped, al golpear también es recomendable que la bola dibuje una trayectoria lo más baja posible, de esta manera el viento le afectará menos.

Elige un palo más largo

Ten en cuenta que cuando tienes el viento en contra la distancia que consigues habitualmente con un hierro 6 será sí o sí más corta, porque la bola tiene que atravesar la resistencia del aire. 

Si en lugar del hierro 6 eliges un hierro 5 conseguirás una distancia más larga, que en este caso puede ser similar a la que habitualmente consigues con el hierro 6 en un día de clima calmado. (Según la fuerza del viento puede ser incluso, menos pero siempre será más larga que la que habrías conseguido con el hierro 6) 

La precisión importa más que la fuerza

Cuando hace viento los golfistas menos experimentados lo damos todo en el campo, sacamos una fuerza sobrehumana para golpear la bola con intensidad y “romper” el viento logrando la trayectoria que queremos.

Sin embargo esto que suena tan épico ¡Nunca pasa!

Si golpeamos la bola con demasiada fuerza corremos el riesgo de fallar, y además estaremos sacrificando precisión. 
Lo ideal es concentrarte lo mismo o más que en un día sin viento para conseguir la trayectoria que tienes en mente. Cuando tienes el viento en contra la precisión es más importante que la fuerza. 

 

Abre tu stance

El viento no solo desequilibra la trayectoria de la bola, si no también al golfista afectando a su swing. Cuando el viento sople muy fuerte en el green abre un poco más tu stance para conseguir una base más estable. Si mantienes el equilibrio serás más preciso al golpear la bola, evitando imprevistos. 

 

Copyright Club de Golf Costa Brava © 2020